Los viajes en crucero son maravillosos para pasar las vacaciones, luna de miel ó simplemente disfrutar de todo lo que un resort flotante tiene para ofrecer. Además, son ideales para compartirlos con la familia, amigos ó pareja. Con su popularidad en crecimiento, no es extraño que cada vez sea más gente la que los elija también para las festividades de fin de año. Si está buscando una forma distinta de celebrar, no lo dude. Los cruceros de Navidad y Año Nuevo conceden un ambiente único y mágico.

Un crucero navideño está preparado para que sus huéspedes lo vivan como algo especial. Y hacerlo navegando en altamar, sin dudas lo es. Todo está ambientado de una manera espectacular, la gente se ve feliz en todos lados y es que navegar es sin duda alguna una de las experiencias más gratificantes de la vida.

Puede que tengan el mismo itinerario que una salida regular ó que cambie alguna escala. Sin embargo, dependiendo de la ruta elegida, podrán disfrutar de las decoraciones y festejos en cada sitio visitado.

Platos típicos navideños y de año nuevo a bordo de un crucero.

El ambiente a bordo es claramente festivo, con la presencia de árboles navideños, luces, adornos y todo tipo de decoración alusiva. Los barcos que poseen capilla ofrecen ceremonias religiosas. También habrá actividades, bailes, eventos y música en todos sus salones.

La Nochebuena, generalmente, es noche de gala. En el menú del restaurante se ofrecerá a los huéspedes la posibilidad de saborear platos típicos navideños. Además, los niños vivirán como nadie la Noche de Navidad: la presencia de Papá Noel (Santa Claus) inundará la velada de magia.

Cruceros de Año Nuevo

Al igual que los cruceros navideños, éstos no suelen hacer grandes cambios en su itinerario. No obstante, la sola idea de despedir el año viejo y recibir el nuevo en medio del mar lo convierten en un evento excepcional.

La noche del 31 de diciembre a bordo es una celebración especial. Como no puede ser de otra manera, es noche de gala. El menú ofrecido en el/ los restaurantes está a la altura del acontecimiento. La velada transcurre en un ámbito de fiesta, con brindis y baile incluidos.

Reveillon, Río de Janeiro (Imagen: Gabriel Monteiro/Riotur – Agência Brasil)

Los cruceros que realizan sus itinerarios por Sudamérica tienen como tradición fondear frente a la playa de Copacabana. Es que después del Carnaval, el Reveillon de Río de Janeiro es el acontecimiento anual más conocido a nivel mundial.

Millones de personas acuden a la playa para festejar durante la noche vieja y darle la bienvenida al nuevo año. El impresionante show de fuegos artificiales es un atractivo que hacen de Reveillon una de las celebraciones más grandiosas.

En todos los hoteles del paseo marítimo se organizan fiestas especiales para que los participantes puedan disfrutar del maravilloso espectáculo de luz y color. Con una vista privilegiada y la presencia de otros cruceros, vivir esta fiesta a bordo es una experiencia extraordinaria.

Mi experiencia en un par de veces que he tenido la oportunidad de pasar el Año Nuevo a bordo de Norwegian Cruise Line, en el Atrium la zona privilegiada por excelencia se coloca la orquesta en las escaleras y en el techo se colocan redes con globos blancos. Cuando se aproximan las 12 de la noche, la orquesta con percusión empieza a contar hacia atrás desde el 10 hasta el cero dando paso al Año Nuevo. Es increíble ver la cara de felicidad de la gente y se refleja en los tripulantes también.

Recordemos que muchos de los tripulantes llevan al menos 3 ó 4 meses a bordo sin ver sus familiares y estas épocas son muy emotivas. Todos se abrazan sin conocerse dando lugar a un ambiente inmejorable.

Los cruceros de Navidad y Año Nuevo son una excelente opción. Ofreciendo bellos destinos y celebraciones únicas Vacaciones y fiestas, una combinación fantástica para un fin de año inolvidable.

Fuente: Cruceros Adictos

Por: Maria Elena Franceschi/ Top Cruises Representante de Norwegian Cruise Line en Venezuela.

Volver al boletín

NUEVO!!!!

Volver