Atentados terroristas, crisis de refugiados, inestabilidad política y desastres naturales son los principales temores que asaltarán a los turistas cuando éstos deban tomar una decisión sobre dónde y cómo disfrutar de sus vacaciones el año que viene, según se desprende de la encuesta realizada este año por la feria World Travel Market.

Estos temores del viajero no frenarán la demanda de viajes al extranjero, pero sí contribuirán, de nuevo, a alterar y desviar los flujos turísticos internacionales, en beneficio de unos destinos y en detrimento de otros, según expusieron los expertos que participaron en la feria turística de Londres a principios de noviembre.

De hecho, y según refleja la encuesta realizada por WTM, la mayor preocupación citada por los turistas es el riesgo terrorista, un temor que se ha disparado en el último año tras los atentados en ciudades como Manchester, Londres y Barcelona.

Así, el 52% de los viajeros muestra este año algún tipo de preocupación respecto a la posibilidad de sufrir un atentado mientras esté de viaje. Este porcentaje era del 38% el año pasado.

Según apunta Paul Nelson, directivo de World Travel Market, "los atentados de los últimos doce meses, con mayor visibilidad y frecuencia, parecen haber erosionado la confianza de los turistas".

Por dicho motivo, añade, "promocionar la seguridad en los viajes es ahora absolutamente crucial".

Otros temores

Al margen de los riesgos percibidos por terrorismo, la encuesta de WTM también señala otros temores que pueden alterar la demanda de viajes en 2017, desviando turistas de unos destinos a otros.

Entre ellos, por este orden, las crisis de refugiados, la inestabilidad política o los desastres naturales

Fuente: Hosteltur

Volver al boletín

WTM Latin America 2018

NUEVO!!!!

Volver