Un jurado, presidido por el arquitecto restaurador Nelson Melero Lazo, otorgó al Cementerio Santa Ifigenia, de Santiago de Cuba el Premio Nacional de Conservación y al Palacio del Segundo Cabo de La Habana, igual lauro en la categoría de Restauración. 

El galardón en Conservación se otorga por la salvaguarda y autenticidad de un monumento o bien patrimonial, que demuestre excelencia en su cuidado, manejo y uso.

A la necrópolis santiaguera le fue conferido por constituir «un conjunto excepcional que imbrica valores arquitectónicos, artísticos e históricos al ser depositario de los restos de excelsas figuras de las luchas independentistas».

En el apartado de Restauración se premia el rigor y calidad integral de la inversión, proyecto y ejecución de una obra que conlleve al rescate de los valores del bien restaurado, o la readaptación de un inmueble para un uso contemporáneo diferente al original, preservando y realzando con creatividad sus cualidades o una nueva inserción, respetuosa con su entorno.

El Palacio del Segundo Cabo merecía recibió tal distinción «por su alto significado arquitectónico, histórico y cultural para la nación» e igualmente por los valores patrimoniales y la evolución histórica de dicho inmueble.

El Consejo Nacional de Patrimonio Cultural entrega anualmente en el contexto del Día Internacional de los Monumentos y Sitios, el Premio Nacional de Conservación y Restauración de Monumentos con la finalidad de estimular la protección y rescate de los Monumentos Nacionales y Locales, así como el patrimonio edificado, histórico y natural de la nación.

Los premios fueron entregados en ceremonia efectuada en la Basílica Menor del Convento de San Francisco de Asís, en el Centro Histórico Habanero, el propio 18 de abril, Día Internacional de los Monumentos y Sitios.

Fuente: caribbeannewsdigital.com

NUEVO!!!!

 

Volver