Ante la proliferación de los "Millennial", las compañías comenzaron a valorar el compromiso y la tolerancia a la frustración de los más experimentados

Dicen que en el mercado laboral "los 50 son los nuevos 40", en la medida en que las empresas comienzan a valorar el aporte de los empleados más experimentados.

Ante la oleada de talentos "Millennial" que desde hace una década aproximadamente comenzaron su carrera profesional y ya forman gran parte de la fuerza laboral, las compañías debieron adaptarse a sus nuevas costumbres, valores y demandas.

Y es tras esa experiencia que empezaron a reconocer aquello que, a diferencia de los recién llegados, caracterizaba a los empleados de la generación X, e incluso de sus predecesores, los "Baby Boomers".

De acuerdo a expertos consultados por Andrés Hatum -PhD y profesor de la Escuela de Negocios de la UTDT- la plenitud laboral hoy en día se alcanza alrededor de los 50 años, debido a que cada vez más las empresas valoran el alto compromiso y la mayor tolerancia a la frustración de quienes detentan mayor.

Es una etapa en la cual los compromisos familiares ya son menores, y se acumula no solo experiencia sino también inteligencia emocional y resiliencia, entre otras capacidades.

Rubén Heinemann, managing partner de la firma de headhunting Signum, dijo a La Nación que en los 90 una persona de 35 años era un "cadáver profesional", pero esa limitación ya no es tal, sino que el mercado cambió e impactó en las carreras para los mayores de 50 años.

Las personas de esa edad controlan el 70% de la riqueza mundial y suponen el 50% del consumo. Es por eso, según describió Hatum, que las marcas buscan hoy "influencers" maduros que puedan tener mayor impacto sobre sus pares, y destinan a ellos una mayor inversión.

Ana Renedo, socia de la consultora MR Partners, aseguró que desde hace años comenzaron a recibir pedidos de búsquedas de talentos que pedían específicamente candidatos alrededor de los 50 años o más.

Heinemann coincidió: "Actualmente estamos frente a un proceso que señala de manera muy específica que la edad para una posición de cierta envergadura para una organización está alrededor de los 50 años".

Por otra parte, los especialistas aseguran que los 50 traen nuevas competencias. El psicólogo Carl Jung decía que la primera mitad de la vida se caracterizaba por la expansión y que la segunda mitad, por la introversión. Veía esta segunda etapa como una oportunidad de crecimiento interior.

En este sentido, los profesionales consultados por La Nación aseguran que aportan experiencia, preparación, una mirada integral, realista y empática de las situaciones que se discuten en los equipos directivos.

"Las compañías buscan hoy profesionales flexibles que tengan estabilidad en el trabajo, con alto compromiso y alta tolerancia a la frustración, ya que han vivido varios recortes presupuestarios, reestructuraciones y cancelaciones de proyectos", comentó Renedo.

Fuente: iProfesional

Volver al boletín

NUEVO!!!!

Volver