Dueños de Pariwana se asociaron con Andrés Belfus para traer la marca al país. Abrirán a mediados de año, en los que es para ellos la estratégica zona de Bellavista, ya que apuntan principalmente a un público millennial.

Pariwana, una de las principales cadenas de hostel en Perú, con presencia en Lima y Cusco, aterrizará en julio en Chile y nada menos que de la mano del empresario Andrés Belfus.

Los planes de la compañía son ambiciosos: “Vamos a ser el hostel más grande de Santiago, con 160 camas, rubro en el que el promedio de camas es de 15 aproximadamente”, explica Fernando Razzeto, CEO de la empresa.

El ejecutivo detalla que se ubicarán en, lo que es para ellos, el estratégico lugar de Bellavista (calle Constitución), porque están centrados en su mayoría a un público millennial. “Nosotros nos enfocamos en el pasajero millennial, porque ese segmento del turismo es lo que más ha crecido en el último tiempo. Este tipo de viajero busca esa nueva experiencia que no encuentran en un hotel. El hostel no sólo te permite compartir la habitación y los lugares comunes, sino también crear un ambiente social muy agradable”, dice el CEO de Pariwana.

Y es que las cifras son elocuentes. “El 40% de nuestros huéspedes viaja solo, pero está en una necesidad de contacto y de conocer gente”, revela.

En este contexto, explica que una vez realizada la apertura en Santiago, a los huéspedes que lleguen “queremos conocerlos y saber cuál es su ruta de viaje dentro de Chile”. Detalla que en los hostel de Lima y Cusco hacen encuestas entre sus clientes para preguntar cuál es su forma de viajar dentro de Latinoamérica, “y gracias a eso llegamos a Santiago, ya que apareció como una de las principales ciudades que visita nuestro viajero en Sudamérica”.

En este sentido destaca que “a todo lo anterior se suman las condiciones que ofrece Chile, que es abierto a la inversión”.

Para la puesta en marcha del hostel en Santiago dispusieron de US$ 1 millón, con un modelo del negocio en el que los locales son arrendados. El ejecutivo comenta que si la demanda los acompaña y ven que realmente Chile se convierte en un buen destino, abrirán un hostel por año.

¿Cómo ven la competencia en el país? “Hay varios hostel en Santiago y todos van a ser nuestra competencia, no puedo mencionar ninguno en particular”, asegura. Eso sí, dice que lo que marcará la diferencia de Pariwana con el resto de los hostel es que “al ser grande, a los clientes les da la oportunidad de conocer a mucha gente”.

Recuerda que en Perú abrieron en 2009, postcrisis subprime y eso no los afectó, “porque al final nuestro cliente quiere viajar, no necesita grandes sumas de dinero y privilegia la experiencia sobre el hospedaje”. Además, dice estar claro que el turismo en Chile está bastante marcado por los negocios, “pero nuestro segmento, el millennial, no necesariamente se ve afectado por pequeñas crisis”.

Un punto que destaca el ejecutivo es la tecnología que usan, la que les permite administrar sus negocios y cada vez más lo están replicando al huésped. Por ejemplo, tienen una aplicación donde los clientes pueden revisar sus cuentas, con el detalle de todos sus movimientos (compras). “Todo esto es el primer paso de una idea mucho más ambiciosa por el lado tecnológico, en el que realmente queremos que la tecnología esté en el día a día de la interacción del huésped y el hotel”, detalla.

En Perú cerraron 2017 con más de 80% de ocupación y en Chile, para el primer año, esperan apuntar a los mismos niveles.

Expansión en la región

Pero eso no es todo, ya que pusieron el pie en el acelerador y como cadena están analizando “crecer en otros países, replicando el modelo que usamos en Chile (con un socio). Hemos visitado Argentina, Colombia, Bolivia, Panamá, Brasil y Ecuador”, adelanta Razzeto.

Lo concreto es que para los próximos cinco años invertirán US$ 15 millones, para llegar a diez hostel a nivel regional. “Eso no considera lo que puedan poner inversionistas locales”, reconoce el ejecutivo. 

Cuenta que Sudamérica ya la tienen bastante investigada y los países antes mencionados son el foco para los próximos años. “Y todo nace de las encuestas de nuestros viajeros”, dice.

Razzeto asegura que el plan es ambicioso, y en diez años “esperamos ser la principal cadena hostel en Latinoamérica, porque creemos mucho en el potencial del segmento y sobre todo de la industria”.

Eso sí, dice tener los pies en la tierra, porque está consciente de que “hay países que son más abiertos a la inversión que otros y eso influye en la toma de decisiones”.

Fuente: latercera.com

WTM Latin America 2018

NUEVO!!!!

Volver