Según ha informado el medio TechCrunch, la startup francesa BlaBlaCar ha anunciado su intención de adquirir Ouibus, la división de autobuses de la compañía nacional de ferrocarriles SNCF.

Por primera vez, BlaBlaCar va más allá del uso compartido del coche y tiene previsto ofrecer viajes de larga distancia tanto en coche como en autobús.

BlaBlaCar ya ha realizado una prueba con Ouibus durante los últimos seis meses en algunos trayectos populares. Parece que ambas compañías están contentas con esta prueba, ya que la SNCF está dispuesta a dejar que BlaBlaCar se encargue de Ouibus a partir de ahora. 

Como parte de este acuerdo, BlaBlaCar ha anunciado una nueva inversión de 101 millones de euros por parte de la SNCF y de los actuales inversores de BlaBlaCar. Por curioso que parezca, efectivamente la SNCF es ahora inversora en BlaBlaCar.

La compañía Ouibus ha transportado a más de 12 millones de pasajeros en los últimos años en Francia y Europa. Al ofrecer autobuses en BlaBlaCar directamente, la compañía puede capitalizar su marca y su enorme comunidad para crear un mercado de transporte por carretera más global.

BlaBlaCar se está arriesgando, ya que Ouibus ha estado perdiendo dinero constantemente. Al igual que otras compañías de autobuses, Ouibus depende en gran medida de contratistas, lo que significa que BlaBlaCar podría ajustar rápidamente la oferta. También dependerá de la integración de productos en BlaBlaCar, OUI.sncf y otras plataformas. BlaBlaCar cuenta actualmente con 65 millones de usuarios en 22 países y está a punto de alcanzar la rentabilidad. 

Fuente: Smarttravel

Volver al boletín

NUEVO!!!!

 

Volver