¿Qué países invierten más dinero en turismo? La globalización permite que todo nos parezca más cercano y que nos encontremos interconectados, pero, ¿es algo bueno?

ADA NUÑO

Si apareciera el genio de la lámpara y te propusiese viajar a donde quisieras, (con gastos pagados y a todo lujo, tampoco hay que escatimar), ¿dónde sería? Si eres un espíritu libre quizá elijas, por ejemplo, coronar el Machu Picchu, subirte al Tíbet o contemplar el Kilimanjaro (vale, es hora de asumir que hay vida más allá de las montañas). O quizá tienes un carácter urbano, cosmopolita y tranquilo, y prefieres pasearte por París, Roma o Nueva York. Lo que es seguro es que no te quedarías sin viajar.

¿Qué países tienen la suerte de contar con los ciudadanos más viajeros? Quizá no te sorprenda en exceso el país que lidera: China. "Con su población masiva", informa 'Travel Pulse', "los ciudadanos chinos se gastan anualmente 250 mil millones de dólares (unos 220 mil millones de euros), la misma cifra que Estados Unidos y Alemania juntos". El estereotipo del ciudadano asiático viajando en grupo, con una cámara de fotos, que parece haber en todas las grandes ciudades turísticas.

Le sigue de cerca Estados Unidos, que recientemente ha aumentado su gasto en turismo a más de 135 mil millones de dólares (unos 120 mil millones de euros), lo cual es curioso cuando solo el 42% de la población tiene pasaporte. Y el número va subiendo, pues hasta hace unos años era muy inferior. En tercer lugar y alzándose como el país europeo que más dinero se deja en viajar, está Alemania (el año pasado gastó en turismo unos 80 mil millones de euros), seguido de cerca por Reino Unido.

En un quinto puesto se encuentra Francia, que invierte un total de 36 mil millones de euros en la misma causa, solo un poco más que Corea del Sur, país que se encuentra en auge y que en los últimos años ha aumentado su inversión en turismo. Le siguen la vecina Italia y dos países más lejanos, Australia y Rusia.

¿Dónde van?

Puede que los lugares en los que deciden pasar sus preciadas vacaciones te sorprendan más. Los estadounidenses, por ejemplo, tienen a su vecino México como principal punto de destino, seguido de Canadá. Solo 5 millones aproximados eligen Europa, y en concreto Reino Unido y Francia. Los ingleses, por ejemplo, son más de buscar el sol en nuestro país y, y los canadienses las zonas como Cuba o Reino Unido. Generalmente, todos los visitantes de estos países eligen destinos cercanos geográficamente. Los chinos prefieren Hong Kong, los coreanos Japón, China, Tailandia y en menor medida Estados Unidos, los alemanes Austria y España y los rusos Kazajstán y Turquía.

Curiosamente, lugares que nunca hubieras imaginado reciben muchas visitas anuales: Andorra, por ejemplo, recibió 3 millones de visitas el año pasado y Macao, 17 millones las que triunfan.Otras zonas como Guam o las islas Marianas también reciben una gran afluencia anual, al igual que el estado de Mónaco. Este último país el que más, sobre todo después de que Londres haya sido coronada por TripAdvisor como la ciudad preferida del público.

La globalización tiene su lado positivo y negativo. El primero nos deja esta sensación de interconexión. Todo parece estar muy cerca ahora y tenemos esa impresión de poder viajar a cualquier lado. Sin embargo, el turismo masivo también tiene una trampa y muchos inconvenientes: impacto en el entorno, malas condiciones laborales de los trabajadores nativos e incluso tus vacaciones soñadas impactan en el medio ambiente: los desplazamientos implican mayor emisión de CO2, ya que el transporte en avión es una de las causas del deterioro climático, por el consumo de combustible y emisiones del gas del efecto invernadero que genera.

Fuente: El Confidencial

Volver al boletín

NUEVO!!!!

 

Volver