En la mitología greco-romana la leyenda del Ave Fénix describe la historia de un gran pájaro que logra renacer de sus propias cenizas, es una representación universal de la muerte por la devastación causada por el fuego y la posterior resurrección que conduce a la inmortalidad en el camino hacia el sol. El Ave Fénix representa la esperanza de recomenzar después que todo parece perdido.

Después de observar la resiliencia del sector turístico venezolano en todos estos difíciles años llenos de reveses, pérdida de imagen, cierre o partida de agencias de viajes, hoteles, empresas aéreas y marítimas; inseguridad jurídica y personal; control de cambio y muchos otros problemas, no dudo en afirmar que la actividad turística venezolana se reinventará pronto, muy pronto.

En la celebración del Día Mundial del Turismo, el pasado 27 de septiembre, quedó demostrado que tanto los organismos gremiales turísticos, los empresarios y personas que los integran, los trabajadores del sector, así como muchísimos funcionarios, profesionales y estudiantes, están deseosos y dispuestos a reimpulsar la actividad turística venezolana para convertirla en una de las más importantes y productivas del país. Tanto en el evento de CONSETURISMO realizado en el hotel Renaissance de Caracas , como en el evento auspiciado por CORPOTUR en el hotel Puertas del Sol de Isla Margarita, se pudo constatar que el sector está entusiasmado y comprometido con la pronta e importante recuperación del turismo.

Todos sabemos que no será fácil, ¿pero acaso fue fácil para el ave Fénix reconstituirse luego de estar calcinado su cuerpo y sus alas?; todos sabemos que será doloroso, porque curar las grandes heridas siempre lo es, pero será un dolor que asumiremos con hidalguía y estoicismo, porque hay esperanza de que vengan tiempos mejores con grandes logros, grandes desarrollos, gran recuperación económica, mucha generación de empleo, captación de divisas y un importante efecto multiplicador en los demás sectores de la economía.

El turismo es una actividad muy sensible a lo negativo y a lo positivo. Si los gremios siguen marcando el paso de lo positivo, manteniendo en alto la motivación por la recuperación de toda la cadena productiva de la actividad, una vez que pase el huracán que ha venido afectando al país, recogeremos los frutos, veremos volar de nuevo al Ave Fénix del turismo venezolano. El país lo tiene todo para esa resurrección, y hay un sector turismo fuerte, unido, y dispuesto a impulsarla.

Willian J. Bracho, MSc.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.; Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

https://plus.google.com/u/0/+WilliamBrachoTurismoSustentable/

Volver al boletín

NUEVO!!!!

 

Volver