Una de las propuestas sencillas e interesantes para impulsar el turismo interno dentro de Venezuela es el desarrollo de un Programa Nacional de Paradores y Campamentos de Turismo en el cual gobernaciones, municipios y el Instituto Nacional de Parques (INPARQUES), tengan el rol fundamental de planificación, organización y operación en cooperación con el sector privado bajo los lineamientos del Ministerio de Turismo (MINTUR), y con el apoyo promocional de INATUR.

En Venezuela contamos con unas “Normas para regular la actividad de los campamentos turísticos” (Ministerio de fomento, Resolución Nº. 133, de fecha 23-0-1992), las cuales sustituyeron a las originalmente publicadas en 1968, y las mismas pueden perfectamente servir de base para la organización de los campamentos que promoverá el plan, incluidos aquellos que se establezcan dentro de áreas protegidas como son los parques nacionales.

En cuanto a los paradores de turismo, podría ser necesario la creación de una normas Ministerio de Transporte Terrestre-MINTUR, ya que las normas publicadas en los años 70´s por el entonces Ministerio de Obras Públicas, básicamente se referían a la construcción de estacionamientos miradores, y hoy en día los mismos hay que repensarlos como verdaderos sitios de descanso, recreación y servicios a lo largo de las carreteras, preferiblemente en la cercanía de recursos turísticos, donde se congreguen al menos, estación de servicios de gasolina, restaurante, baños limpios, alojamiento, estacionamiento y tienda de artículos útiles al viajero.

Esta primera parte estaría destinada a incentivar y apoyar los viajes familiares por carretera dentro del país, y la participación de PDVSA pudiera ser necesaria para lograr la modernización o mejoramiento de las estaciones de servicio, muchas de ellas en completo estado de abandono debido a los extremadamente bajos precios del combustible en los últimos 20 años.

En relación con los campamentos de turismo, lo más importante es que INPARQUES, gobernaciones y municipios definan espacios apropiados para el desarrollo de estos, los cuales normalmente deberían ubicarse aledaños a balnearios de mar, lagos o ríos, así como en las cercanías de monumentos naturales o dentro de los parques nacionales.

En muchos países de Europa y América los campamentos de turismo atraen a millones de personas que viajan en: vehículos recreativos autopropulsados (Casas rodantes ó Motor home); vehículos privados remolcando vehículos recreativos no propulsados (Trailers o Unidades de vivienda recreacional); en vehículos privados, con carpas y demás equipos de acampar, para ser armados en sitios adecuados; y en vehículos privados buscando poder alquilar carpas, cabañas o habitaciones en los destinos turísticos.

Los campamentos turísticos ideales deben proveer soluciones para todos estos grupos de viajeros, así, deben contar con estacionamientos, facilidades de energía eléctrica y gas para suplir a trailers y casas rodantes; alquilar espacios para los visitantes que traen carpas; y alquilar cabañas o carpas y los espacios necesarios para su instalación, a aquellas personas que no traen consigo estos equipos.

Los campamentos deben contar con un minimercado y eventualmente con una cafetería, áreas para cocinar, baños limpios con duchas, y el tema de vigilancia y seguridad será muy importante a los fines de garantizar la integridad de las personas y sus bienes. Dado que la propuesta aquí expresada incluye la instalación de campamentos de turismo dentro de los parques nacionales, lo cual es una actividad perfectamente compatible con lo establecido en los Reglamentos de Ordenación y Uso de estos, a INPARQUES le corresponderá definir la adecuada localización dentro de aquellos.

Entre otras, las ventajas de desarrollar un programa de este tipo son las siguientes:

1. Se creará una oferta de alojamiento adicional a la ya existente, que podrá ser aprovechada por las familias venezolanas, estudiantes y otros viajeros nacionales o internacionales, con precios solidarios;

2. Se generará emprendimiento, ya que tanto en terrenos privados o públicos, los dueños, arrendatarios o concesionarios de estos podrán instalar paradores o campamentos turísticos;

3. Se crearán puestos de trabajo para personas de las comunidades locales;

4. Se incentivará la fabricación de equipos destinados al acampamiento turístico (Carpas, trailers, casas rodantes, etc.);

5. Se estimulará a la juventud a movilizarse dentro del país utilizando la red de paradores y campamentos de turismo;

6. Se proveerá a todos los viajeros y agencias de viajes de una red de paradores donde se ofrezcan servicios higiénicos a lo largo de las carreteras del país; y

7. Se estimulará la creación de circuitos de proveedores de bienes y servicios para todos los paradores y campamentos.

En la reconstrucción del país hay que ser creativos y participativos, el turismo ofrece grandes oportunidades y para ello los entes nacionales, regionales y locales deben estrechar lazos con el sector privado para lograr aprovecharlas en beneficio de todos.

Willian J. Bracho, MSc.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.; Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

https://plus.google.com/u/0/+WilliamBrachoTurismoSustentable/

Volver al boletín